Vial de Jove: causa, efecto y solución

Por Carmen Moriyón en ‘El Comercio’

Gijón no está dispuesta a esperar otros veinte años para sacar los camiones de La Calzada. Gijón se va a levantar, ya lo ha hecho, y se va a hacer valer como la ciudad grande que es. Lo hará desde la creación de un frente común que consiga explicarle a Madrid que nos hemos cansado de esperar.

CAUSA

Contaba con que, después de los constantes retrasos en la licitación del vial de Jove, la reunión con el secretario de Estado de Transportes podía suponer malas noticias. Nunca pensé que lo que se nos iba a comunicar sería tan grave.

Nada más salir de la reunión, dije que Gijón debía pararse a pensar cómo hemos llegado hasta aquí. Y en este sentido, las fechas son esclarecedoras:

El proyecto del Vial de Jove se aprueba por el director general de Carreteras el 19 de julio de 2021 para quedar descansando en un cajón hasta el 3 de mayo de 2023, ya con unas elecciones municipales y autonómicas en marcha. En esa fecha, se procede a actualizar los precios, el plan de obra y el plazo. Solo un día después, el 4 de mayo, el proyecto que Gijón llevaba décadas esperando entra en contratación. El 9 de mayo, tres días antes de que diera inicio la campaña electoral, el Consejo de Ministros lo autoriza.

Ya pasadas las elecciones, las siguientes noticias sobre el proyecto llegan el 4 de septiembre, cuatro días antes de que finalice el plazo para que las empresas presenten sus ofertas. Justificándose en la petición de varios licitadores, algo que luego no recoge el informe de desestimiento, se amplía la fecha de licitación hasta el 22 de enero de 2024. Tras el paso de esos meses y ante la ausencia de noticias, desde el Ayuntamiento solicitamos, a través del Principado, una reunión con el Ministerio para conocer la situación de primera mano. El resto es ya conocido.

La primera conclusión es evidente y objetiva: la licitación del vial de Jove fue una jugada electoral. Y eso, en un contexto como el de Gijón y su zona oeste, es algo muy grave.

Después de que el Ministerio nos remitiese el informe en el que se basan para desistir del proyecto, los técnicos del Ayuntamiento lo han estudiado al detalle. Su conclusión ha sido rotunda: la adjudicación de la obra en base al proyecto que se presentó en mayo hubiera sido una temeridad. Y lo habría sido, entre otras muchas cosas, porque no se hicieron los estudios necesarios para despejar las incertidumbres geotécnicas que luego afloraron.

La ética de la política exige responsabilidad y resulta evidente que lo que nos ha traído hasta aquí es la total falta de ella.

EFECTO

Veinte años separan estos episodios que, por razones no siempre tan distintas, han marcado el fallido desarrollo de una infraestructura clave para la ciudad y su zona oeste.

Todos tienen un denominador común: la mentira. Es un insulto a los gijoneses y gijonesas que tras lo ocurrido no haya habido una sola dimisión. Es simple y llanamente inexplicable. La cara visible de aquel engaño, la ministra Raquel Sánchez, ocupa ahora la presidencia de Paradores. El director general de Carreteras, firmante tanto del proyecto que salió a licitación como del informe que posteriormente reflejó que aquello era una chapuza, continúa en el cargo.

La política no es eso; la política no puede ser eso.

Creo, honestamente, que debemos preguntarnos si cómo ciudad queremos ensanchar la permisividad hacia la mentira, si de verdad en los próximos años nos van a seguir valiendo promesas interesadas. Si la gravedad de lo ocurrido, si el fraude electoral del que la ciudad ha sido víctima no sirve para generar un cambio en nuestra forma de percibir la política, habremos perdido la capacidad de exigir que se rindan cuentas por los errores. La tranquilidad del ‘no pasa nada’ es, en realidad, la anulación definitiva de Gijón y Asturias.

Ante la constante sucesión de agravios que llevan sufriendo Gijón y Asturias en los últimos años, no se ha hablado lo suficiente del engaño que supuso hacer creer a los vecinos de la zona oeste, a la ciudad en su conjunto, que la solución a su problema estaba en marcha.

Es una farsa que pagarán los ciudadanos y las generaciones futuras, a quienes Madrid y el socialismo han vuelto a fallar.

Con esto, resulta sonrojante ver al PSOE en Gijón aparentar enfado y exigir soluciones a los demás. Son los mismos que se hacía fotos con la ministra Raquel Sánchez presumiendo de influencia, los mismos que basaron su campaña municipal enuna licitación que era mentira.

En el PSOE local han preferido, una vez más, hacer ruido en vez de reconocer sus errores. No sorprende.

Su solución siempre es la división, el generar un Gijón de trincheras; un Gijón de buenos y malos. Un Gijón dividido, alejado del actual y en el que, afortunadamente, ya solo vive el PSOE.

SOLUCIÓN

Los hechos son claros, pero lo que resulta evidente es que Gijón no está dispuesta a esperar otros veinte años para sacar los camiones de La Calzada. Gijón se va a levantar, ya lo ha hecho, y se va a hacer valer como la ciudad grande que es. Lo hará, como siempre, desde la unión de la ciudadanía y las administraciones, desde la creación de un frente común que consiga explicarle a Madrid que nos hemos cansado de esperar.

En un plazo de un año, el Ministerio debe presentarle a los gijoneses y gijonesas un proyecto alternativo. Un proyecto que no sea en superficie y que tampoco suponga pasar el problema de un barrio a otro. Un proyecto, en definitiva, serio. Gijón no quiere una ronda exterior ni una autopista que divida parroquias; Gijón quiere una solución a la altura de las que se le han dado a otros territorios. Ese proyecto debe ir acompañado de un compromiso por escrito y vinculante respecto a plazos y financiación.

En ese proceso, el Ayuntamiento no se va a mover un ápice de la posición que marquen los vecinos. No puede ser de otra manera. El compromiso de este gobierno con la zona oeste es total. Cuando cerramos la adquisición de los terrenos de Naval Gijón para regenerar la ciudad a partir del Natahoyo, dije que Gijón le debía mucho a su zona oeste. Lo sigo pensando, y ahora también le debe una solución para sacar de allí los más de mil camiones que pasan cada día. Y la vamos a encontrar.

Instagram

Programación verano

spot_imgspot_img

Lo último

El Festival Arcu Atlánticu vuelve a Gijón con más de 50 actividades

El Festival Arcu Atlánticu regresa a nuestra ciudad después de un parón de 5 años. La concejala de cultura, Montserrat López Moro, ha presentado...

EMTUSA ofrecerá un servicio especial piloto durante las Fiestas de Deva

EMTUSA implementará un servicio especial de transporte durante las Fiestas de Deva, que se celebrarán el 9 y 10 de agosto. Esta prueba piloto...

Nuevos conciertos en el Botánico: Carlangas, Viuda y Destino 48

El Jardín Botánico Atlántico de Gijón será el escenario de tres conciertos especiales en sesión vermú durante los dos primeros fines de semana de...

Ya tenemos pregonero para la Semana Grande de Gijón 2024: El periodista José Ángel Abad

Gijonés orgulloso de sus raíces, periodista con más de 30 años de experiencia y corresponsal exquisito. Él es José Ángel Abad, y será el...

Los conciertos de la Semana Grande de Gijón 2024

Queda menos de un mes para que arranque la esperada Semana Grande de Gijón, la gran cita del verano de Gijón. Este año, además, con...